Se fue Quintero y se fue el DIM

No cabe duda de que es apresurado esperar del Independiente Medellín una mejora notable en su primer partido post-Juan José Peláez y con un cuerpo técnico interino. Dicho esto, el rojo de la montaña es hoy el que mayores dudas deja entre los equipos llamados a comandar la liga colombiana. Su fútbol no encuentra luces ni en defensa ni en ataque, y su arribo a la final de la Copa Águila resulta un premio bastante generoso.

Jarlan en su gran noche

En un choque de titanes, Junior y Millonarios medían fuerzas tras el 0-0 de la ida en Bogotá por cuartos de final de Copa Colombia. Un empate que no sólo dejó la eliminatoria abiertísima, sino que también dejó a la espera los mejores 90 minutos por presenciar. Tanto los dirigidos por Comesaña como por Russo afrontaron la competición como la grandísima oportunidad que es: un cupo a la Copa Libertadores en el caso de salir campeón.

Benedetti ante su rival favorito

En la capital del Valle cunde el pánico. Por estos días, tanto el Pascual Guerrero como Palmaseca dan la sensación de aguardar por el menor detonante. Con los respectivos matices para cada caso, Hernán Torres y Héctor Cárdenas tienen el agua al cuello por su discreto arranque de temporada. La causa del presente gris es la misma para ambos: sus nóminas carecen de calidad